Un paquete

domingo, julio 04, 2010

¿Está dispuesto?

Todos venimos con un paquete. Puede ser nuestro pasado, alguna mala experiencia, algún error, personas que no nos dejan y son como fantasmas que nos rondan de vez en cuando. Pueden ser traumas de la infancia, inseguridades, miedos, fobias. Puede ser nuestro mal genio, nuestro sentido del humor sarcástico, nuestro empecinamiento en ver el lado negativo de la vida, nuestra sensiblería o nuestro trastorno bipolar aún no diagnosticado. Pueden incluso ser las personas que nos rodean, nuestras familias, nuestros amigos, nuestro estilo de vida, nuestras agendas. Todo forma parte del paquete.

Es prácticamente imposible deshacerte del paquete porque ya vienes con él. Es parte de tu vida, de lo que te hace ser quien eres. Para bien o para mal, ese cúmulo de personas, experiencias, manías, cosas muy tuyas, etc., forma parte de ti. Y cuando se trata de compartir la vida con alguien, ya sea un amigo o tu pareja, ese paquete se comparte. El otro debe lidiar con tu paquete, y tú, con el ajeno. 

Puede ser que el paquete del otro venga más cargado que el propio, que el peso supere tus fuerzas, que tal vez te cueste al inicio, pero es parte del propio acto de convivencia, de la relación, y haces el esfuerzo porque quieres, por el amor, por el cariño, por el deseo de estar con el otro.

Pero, ¿qué pasa cuando todo apunta a que la otra persona siente que no puede con tu paquete?

No sé. Dígamelo usted.  

Por mi parte, solo se me ocurre no ponerle al otro más peso del que puede (y está dispuesto a) cargar.

You Might Also Like

6 comentarios

  1. Es que el éxito es encariñarse o enamorarse - según sea amistad o pareja - del paquete completo.

    Yo deseché a una dizque amiga el dia que me dijo que ella saldría conmigo cuando yo me decidiera a dejar a mi hijo...el que ella sea soltera y no tenga la menor gana de tener hijos no le da derecho a querer limitarme.

    Por el otro lado, conozco a una pareja que desde novios él se hizo muy amigo de la familia de ella. Ella tenía 2 sobrinas como de 8 años a las que sacaba a todos lados. Ahora las bichas tienen 19 y siempre salen juntos, él hasta las invita a comer porque para él son parte de su familia. O sea, no se casó sólo con ella, sino con el paquete completo.

    Quien no se pueda hacer cargo del paquete, mejor que se haga a un lado para que llegue un servicio tipo FEDEX y lleve el paquete a su destino con bien.

    ResponderEliminar
  2. Es muy cierto lo que comentó Clau, pienso que "el paquete" se acepta tal cual o se rechaza por igual.

    Quizás el problema está en que a veces "el paquete" es como un fardo de ropa; uno no sabe realmente lo que le va a salir (bueno o malo) sino hasta que lo abre completo. Digo, se debe tener la suficiente convicción y valor como para "jinetiar el macho una vez montado" ¿verdád?.

    Nadie es perfecto y es por esa razón que el uno se complementa con el otro!

    ResponderEliminar
  3. "solo se me ocurre no ponerle al otro más peso del que puede (y está dispuesto a) cargar"

    Amén.

    ResponderEliminar
  4. Clau, lo del paquete completo tiene mucho sentido. Lo de los amigos también es muy cierto, y uno es increíblemente afortunado cuando encuentra una amiga que las haga de hermana, de mamá, de psiquiatra y hasta de cura, por el tipo de confesiones que los paquetes tienen que hacer.

    Rafael, me gusta el símil con el fardo de ropa. La verdad es que desde que uno conoce a una persona, esta es una auténtica caja de sorpresas. Y las sorpresas, como sabemos, pueden ser para bien o para mal. El punto es que la ropa le interese tanto como para aventurarse a que le salga cualquier cosa... hasta el peor crimen de la moda.

    Sum, ídem.

    ResponderEliminar
  5. El verdadero amor, no ve el paquete como un problema, lo ve como un agregado. Cuando se ama, solo se ven obstáculos a vencer, para poder ser feliz con esa persona... Amor verdadero... esta es mi humilde opinión. saluditos Raquel.

    ResponderEliminar
  6. Supongo que lo de problema/agregado depende de quién lo mira. También, la idea de superar los obstáculos es aparentemente femenina. Muchas novelas de romance quizá. Saludos Soledad.

    ResponderEliminar