Otra persona

domingo, enero 30, 2011

A veces me pregunto por qué terminé siendo así y no asá. ¿Por qué no más sociable y menos analítica, más "Miss Simpatía" y menos sarcástica, más arriesgada y menos reservada? Una lista casi interminable de etcéteras. No. No es que lo desee -al menos no tan fervientemente-. A mis casi 25 años (shock) he llegado a un punto de equilibrio en que estoy satisfecha -o trato de estarlo- con como resulté. Bueno, en su mayoría. Aún así, hay días en que uno no puede evitar preguntarse "¿Por qué no soy así?". Y tal vez, solo tal vez, si fuera más asá y no tan así, la vida me sonreiría un poquito más.

Quizá hoy es uno de esos días en que simplemente me siento insegura y confundida.

Y usted, ¿alguna vez ha deseado ser otra persona?

You Might Also Like

7 comentarios

  1. Yo creo que todos alguna vez en nuestra vida hemos deseado ser diferentes, pero son momentos nada más, lo importante es que somos quienes somos les guste o no les guste a los demás. no crees?

    f. Silvia

    ResponderEliminar
  2. uhhhh...casi todos los dias desearia ser diferente...pero ha de ser baja autoestima o algo asi... :(....mientras, a conformarse con lo que tocó.

    ResponderEliminar
  3. y vas a llegar a los 33 haciéndote esa misma pregunta... pero resulta que si, va bajar la intensidad y la frecuencia en realizarla.

    Yo tengo un día al mes en el que no quisiera ser yo, quisiera ser otra mujer, menos dura, menos ácida, menos sarcástica, irónica y criticona... menos de un montón de cosas y más d otra...

    Lo jodido es que voy llegando a la edad (o ya estoy en ella y no lo asumo) en la que la gente me pregunta estas cosas, no solo yo, por supuesto, trato de ignorarlos: ¿porqué no tenés hijos? ¿por qué no te has casado? ¿por qué no te conseguis un novio? ¿por qué vivís estudiando y trabajando? ¿por qué no sos más relajada? Creo que la clave está en vislumbrar por qué te preguntan... si es una pregunta con legítima preocupación del preguntón... le sonrío y le digo cualquier cosa, al fin y al cabo no entenderá... y si es de los otros, le muestro mi cara de piedra y le cambio el tema o me voy. Punto.

    Yo soy feliz, así como soy, incluso el día que me da por llorar a la mujer que no soy.

    ResponderEliminar
  4. Hola Silvia, sí, eso es lo importante.

    Kritoo, creo que más que conformarse hay que ver en qué áreas es necesario mejorar y hacer esos cambios progresivamente. Claro, hay cositas que son imposibles de cambiar, pero más que conformarse, lo importante es aceptarlas.

    KR, ¡cierto! Una cosa es ponerse uno a preguntarse por qué no es así o asá, y la otra es que la gente te bombardee con ese tipo de preguntas y con deseos de que seas diferente (aunque no siempre tengan un motivo válido para pensar esas cosas). En ese caso, supongo que la clave está en saber cómo quiere ser uno y separar a esa persona de cómo la quieren ver los demás -en caso de que sus intenciones no sean tan legítimas ni bien intencionadas-.

    ResponderEliminar
  5. Creo que a todos nos pasa, lo importante es determinar lo que queremos ser y si es necesario hacer un cambio pues adelante, no podemos negarnos la oportunidad de ser mejores. Saluditos Raquel.

    ResponderEliminar
  6. Y pensar que te conoci de 22! Cómo has crecido =) (modo hermana mayor/madre ON)

    Otra persona no he querido ser, únicamente haber tenido una que otra cualidad que no tengo, pero luego uno se da cuenta que lo que no tiene lo compensa en otros sentidos. Nadie es perfecto y si lo fuera, sería tan aburrido.

    ResponderEliminar
  7. Silvia, me gusta eso de "No podemos negarnos la oportunidad de ser mejores".

    Clau, eso es cierto, nadie es perfecto, ni debería de querer serlo o exigirle a otra persona que lo sea

    ResponderEliminar