La mala maña de postergar

martes, marzo 20, 2012

Postergar te evitará meterte en apuros. No empezar una tarea, dejar trabajo para mañana, no pagar una multa, abonar el saldo mínimo de la tarjeta, dejar la conversación incómoda para después. Todas parecen soluciones en su momento. Pero de postergación en postergación, vamos creando un efecto de bola de nieve. Y entre más tiempo vivimos postergamos, más gigantesca la bola, hasta que, ¡por supuesto! Nos cae la avalancha encima.

Pues bien, si la vida fuera una caricatura, muchos estaríamos en el punto exacto en que el personaje principal corre despavorido mientras la bola va bajando la montaña.

¿Tiene que ser así? ¿Qué nos cuesta dejar de evitar y empezar a hacer?

You Might Also Like

0 comentarios