En solitario

miércoles, febrero 15, 2012

Nunca he sido el tipo de persona que pertenece a grupos. Como muchas cosas, no sé si lo hago porque me gusta o por costumbre. Supongo que voy en contra de la naturaleza gregaria de los seres humanos, o peor aún, de la femenina -no es válido generalizar, pero me aventuraría a decir que es común encontrar a las mujeres en grupo. 

Me uní por primera vez a un grupo de niñas cuando iba a cuarto o quinto grado y déjeme decirle una cosa: las mujeres piden demasiado. Hay quienes hasta piden que tu amistad sea exclusiva, que tengas los mismos gustos, que demuestres tu lealtad al clan (¿?) de una determinada manera, que sigas las indicaciones de la hembra alfa. Una vez, estando en segundo año de bachillerato, una amiga me llegó a reclamar que por qué confiaba más en otra amiga que no pertenecía al grupo. Parecía una escena de Mean Girls.



Los hombres no parecen ser diferentes, aún a los veintitantos años. Van por la vida en pequeños tríos o cuartetos, algunos no se despegan nunca. Son como siameses que disfrutan de pasar el 90% de su tiempo juntos. Desayuno, almuerzo y cena.

Yo no. Yo soy más bien como un satélite que orbita de grupo en grupo, a tal punto que siento que no pertenezco a ninguno. La mayor parte del tiempo disfruto estar sola (nótese que hay una diferencia entre estar solo y sentirse solo). Independiente, autosuficiente en la medida de lo posible.

A mí tanta interdependencia me da ñáñaras, me desconcierta. Existe la probabilidad de que no haya desarrollado todas mis habilidades sociales en la infancia, adolescencia o qué sé yo. También es probable que simplemente no he encontrado una manada en la que me quiera establecer. Quizá solo soy rara. 

Pero me desconcierta aún más cuando en ocasiones, muy en el fondo, llego a pensar que me gustaría pertenecer a un grupo. Ni siquiera tiene que ser a un grupo de amigos. Puede ser un club de algo. No sé. 

Supongo que en algún momento todos deseamos encajar y pertenecer. O dejaríamos de ser humanos.




Weird by Hanson on Grooveshark
Esta canción se me vino a la mente mientras escribía esta entrada. 14 años después.

You Might Also Like

2 comentarios

  1. Comparto tu sentir Raquel, aunque yo creo que soy un caso más estremo, desde niño siempre fui muy callado y retirado de los demás, de hecho en este punto de mi vida he aprendido a ver en la soledad a mi perfecta compañera y amante, mucha gente me dice estupideces como "Un día Adolfo te voy a ver por la calle andar con tu esposa e hijo", yo solo me pregunto "¿por que la gente es tan idiota?"

    Saludos.-

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. No creo que su caso sea extremo. Por lo general el perfil solitario se trae desde la niñez. Tampoco dudo que una persona solitaria pueda encontrar una pareja y formar una familia, porque son relaciones 1-1. En todo caso, dependerá de las particularidades de cada solitario. Saludos y gracias por comentar.

      Eliminar